Valores más perjudicados por la caída del petróleo

La caída del petróleo está teniendo un efecto directo sobre las empresas extractoras de crudo, las empresas que les prestan servicio o bien las empresas que dependen de forma directa de esta relevante materia prima.

En cambio, la gran repercusión que esta provocando la caída del precio del crudo tiene efecto indirecto también sobre buena parte del resto de grandes empresas europeas. Como consecuencia de esta brusca caída, el Ibex 35 se ha dejado un 4,45% en las últimas cinco sesiones, si bien el principal selectivo bursátil del país lleva tras de sí nueve caídas seguidas en su peor racha desde mediados del año 2011.

Aunque, evidentemente, son las empresas del sector del petróleo las más perjudicadas por la caída del crudo. Las únicas tres empresas que han sido capaces de moderar los descensos por debajo del 2% son Amadeus, que tuvo un descenso del 1,05%, Enagas, cuyas acciones han perdido un 1,44%,  y por último Iberdrola, que registró una caída del 1,56%.



Dentro de este escenario nada alentador, Aena ha sido el único valor, junto con eléctrica Endesa, que no ha cerrado esta semana en con números negativos, al conseguir una subida del 0,05%. La caída del petróleo beneficia a la gestora de los aeropuertos españoles ya que permite reducir el coste de la actividad de sus principales clientes.

Además, los datos positivos en el sector del turismo repercuten beneficiosamente sobre Aena, ya que el 80% de los 68 millones de visitantes entra en el país través de vía aérea. De modo que Aena lidera las salidas a Bolsa de este año logrando una mayor revalorización. Sus acciones han ascendido hasta un 81% frente a una media que alcanza el 52,4% del conjunto de los 1.428 estrenos en los parqués.

Por otro lado, Endesa registró un ascenso de un 0,03% en los últimos cinco días en la Bolsa. El ebitda de la eléctrica ha disminuido en el último lustro años con motivo de  la reforma energética, la ralentización de la economía, el clima templado, y la venta de su negocio en América Latina a la italiana Enel. Los analistas creen que Endesa podría volver a aumentar si la demanda de electricidad y del gas continúa con su camino de recuperación.