Las mejores ciudades para emprender

Sin duda a nadie que se mueva en el mundo emprendedor le resulta desconocido Silicon Valley. A fuerza de jóvenes que han logrado emprender y crear empresas de cifras millonarias, esta ciudad se ha convertido en una de las más recurrentes para aquellos que quieran montar una startup.
Sin embargo no es la única que apoya a los emprendedores a dar rienda suelta a sus proyectos. De hecho se ha convertido en tendencia la creación de ecosistemas emprendedores en determinadas ciudades a lo largo y ancho del mundo.
Entre aquellas ciudades que se consideran las mejores para emprender destacan sin duda las siguientes:

Londres

Hace ya varios años que Londres es considerada como la ciudad número uno de Europa en cuanto al emprendimiento. Sobre todo asociado al sector tecnológico. Una situación que probablemente cambiará sobremanera a raíz del Brexit y que además se ve muy afectada por el alto coste de vida.
Tech City es una de las iniciativas que ayuda al mundo emprendedor en Reino Unido. Sin embargo, esta ciudad solo es adecuada para aquellos proyectos que ya tienen cierta madurez. Aquellas startup que están empezando desechan este punto como partida por sus elevados precios.

Berlín

Poco a poco la capital de Alemania va ganando posiciones frente a Londres. Todas aquellas empresas dedicadas al mundo de la tecnología o de la creatividad están encontrando en Berlín su alma gemela.
Berlín ha logrado crear en pocos años un ecosistema emprendedor excelente para empresas que comienzan a dar sus primeros pasos. De hecho en 2015 consiguieron superar en volumen y transacciones financieras para la creación de empresas a Londres.
Entre las ventajas de las que dispone la capital alemana se encuentra la presencia de los Deutsche Tecnologie und Higf Tech Font, entidades de inversión especializadas donde los fondos del Gobierno pueden coinvertir para crear nuevas startups.
París
París va escalando posiciones año tras año dentro del entorno emprendedor. Es una de las ciudades que más ha crecido en cuanto a inversión. Las instituciones públicas apoyan fervientemente la creación de nuevas empresas y han creado un visado especial por medio del programa French Tech Visa para atraer a más inversores, ingenieros y creadores de todo el mundo. Todo son ventajas para aquellas empresas que se decanten por París para establecer su sede.

Ámsterdam

Gracias a sus beneficios fiscales la ciudad holandesa de Ámsterdam se ha convertido en el nuevo objetivo de muchos emprendedores. Las aceleradoras y el sector privado también ponen su granito de arena con un aumento del apoyo a las nuevas empresas que aparecen en Ámsterdam. Sin duda esta ciudad holandesa se ha convertido en una de las más interesantes para los nuevos emprendedores.
Zúrich
Gracias a su excelente localización y a su fuerte economía, Zúrich se posiciona como una de las principales ciudades en las que emprender. Además tiene grandes innovaciones gracias a un sector de la investigación muy mimado y desarrollado dentro de la cuidad. Sin embargo, todavía no se considera un ecosistema perfecto para los emprendedores. Principalmente porque todavía no hay ninguna empresa de reciente creación que haya triunfado en Zúrich a nivel internacional.

Barcelona

Y cerramos este recorrido llegando hasta la perla del Mediterránio. Dentro de España sin duda son tres las ciudades que favorecen el ecosistema emprendedor. La más antigua de ellas es Barcelona. La siguiente que comenzó a preocuparse por las empresas de reciente creación fue Madrid y poco tiempo después se vio seguida por Valencia.
Sin embargo Barcelona destaca entre las demás por tener una mayor tasa de éxitos y más tiempo dedicados a las nuevas empresas. Barcelona Global está compuesta por una amplia red de empresario que intenta atraer el talento a la ciudad condal. Pero no es el único movimiento con el que cuenta. También podemos hablar de Barcelona Tech City, Fundación Mobile World Capital, 4YFN o Catalunya Empren.