Cómo invertir en capital privado

Sin duda cuando eras pequeño tus padres te hablaron el algún momento de lo importante que era ahorrar para tener siempre un pequeño colchón. Puede que hayas logrado mantener este hábito pero es probable que no le hayas sacado el máximo jugo. 
Si solo nos dedicamos a ahorrar, sin invertir después, lo único que conseguimos es que el dinero que hemos reunido con tanto esfuerzo vaya perdiendo su valor en el banco. 
De ahí que sea tan importante cerrar el círculo con una buena cartera de inversión. 
Existe un sinfín de oportunidades para aquellos que quieren invertir. Todas ellas variadas y que se adaptan a los diferentes niveles de riesgo que deseamos asumir. 
Si eres un inversor que no teme arriesgar un poco para obtener más beneficios, sin duda invertir en capital privado puede ser la opción que estabas buscando. En Crédito Particular ofrecemos préstamos pero también asesoramos a aquellos inversores que desean comenzar a invertir en este mundo. Por este motivo en este artículo queremos explicarte cómo invertir en capital privado y obtener beneficios con ello. 
Si quieres saber más al respecto, no dejes de leer el siguiente post. Comencemos. 


Pasos para invertir en capital privado por medio de Crédito Particular

Para invertir en capital privado solo necesitas contactar con nosotros. Nuestros asesores te explicarán todas las condiciones a seguir. 
  • Préstamos con garantía hipotecaria. En Crédito Particular trabajamos ofreciendo préstamos con garantía hipotecaria. ¿Qué significa esto? Que nuestras inversiones están siempre cubiertas por un inmueble como aval. En caso de que el prestatario no cumpla con los plazos de pago se puede proceder al embargo de la vivienda. De este modo el inversor nunca pierde el capital prestado ni los intereses que se acordaron por su participación. 
  • Intereses elevados a cambio de nuestra inversión. Las inversiones de capital privado suelen tener cierto nivel de riesgo puesto que los requisitos que se exigen a los clientes que solicitan préstamo son menos exigentes que los de otras entidades. Por ejemplo los bancos no ofrecen nunca crédito a aquellos clientes que están en Asnef o que no tienen una nómina estable. Sin embargo nosotros sí lo hacemos. Al asumir un mayor riesgo obtenemos a cambio unos intereses más altos. Los cuales oscilan entre el 11 % y el 16 %. Estos variarán en función de la cantidad de dinero que se solicite y del nivel de riesgo que implique la operación en cuestión.
  • Producto especialmente pensado para aquellos clientes que no temen arriesgarse en sus inversiones. Como el riesgo que se asume es algo más elevado este tipo de producto financiero no es para todo el mundo. Solo puede resultar interesante para aquellos inversores que buscan un nivel de riesgo medio o elevado a cambio de intereses suculentos. 
  • Permite ayudar a personas con necesidades financieras. Una de las características más interesantes del capital privado es que ofrece una salida económica a todo tipo de clientes. Tanto físicos como jurídicos. Por ejemplo una empresa que quiere crecer y expandirse puede acudir al capital privado para obtener dinero de manera rápida. No solo invertirás sino que sabes que tu dinero será utilizado para ayudar a alguien. 

Si te ha resultado interesante este artículo…

Te animamos a que eches un vistazo a los demás artículos del blog de Capital Privado Barcelona. Aquí encontrarás información tan interesante como la siguiente: